Jump to page content

Buscar La Universidad

Mas Herramientas

Visitar el campus

Su hijo o hija debería visitar las universidades cuando tienen clases para tener una impresión real del campus. Lea acerca de las visitas a los campus.

"En estos tiempos de selección altamente competitiva, la universidad segura es un elemento esencial en la búsqueda".
Anne Weeks, Directora de Asesoría para la Universidad, Oldfields School

El tamaño de las universidades: grande frente a pequeña

Un mismo tamaño no conviene a todos los estudiantes

Conforme su hijo empieza a buscar esa universidad perfecta, una de las primeras decisiones clave que tiene que tomar—y una que le ayudará a acortar la lista—es el tamaño de la institución. Por suerte, las universidades estadounidenses ofrecen un menú infinito de opciones, desde establecimientos pequeños con menos de 1,000 estudiantes a grandes universidades estatales con más de 35,000 estudiantes. Aunque cada una tiene fortalezas y debilidades, encontrar la adecuada depende principalmente de la personalidad de su hijo y de sus objetivos académicos.

Siga leyendo para hacerse una idea de cómo puede adaptarse su hijo a las universidades grandes y pequeñas.

La experiencia de la gran universidad

¿Quiere su hijo asistir a una de las Diez Grandes universidades que ofrece de todo, desde eventos deportivos televisados hasta un número infinito de programas académicos? ¿Siente que su hijo sabrá beneficiarse de las experiecias de vida que sólo una gran universidad puede ofrecer? Si su hijo se carcome por salirse del ambiente protegido de escuela y quisiera la oportunidad del anonimato que procura ser uno entre miles de estudiantes, entonces una gran universidad podría ser la elección correcta.

El cuadro de abajo le enseña posibles ventajas e inconvenientes que están asociados con las grandes universidades. A pesar de ello, recuerde que no todas estas características se aplican a todas las grandes universidades.

La gran universidad: ventajas e inconvenientes
Ventajas Inconvenientes
  • Amplia variedad de especializaciones y cursos
  • Bibliotecas bien provistas
  • Múltiples opciones de alojamiento
  • Programas de deportes bien financiados
  • Amplia variedad de oportunidades económicas y sociales
  • Facultad distinguida o famosa
  • Clases grandes
  • Muchos cursos enseñados por asistentes de profesores, no por los catedráticos
  • Catedráticos enfocados en sus propias investigaciones y proyectos de tesis—poca interacción con el estudiante
  • Se presiona a los estudiantes para que tengan iniciactiva, que busquen sus oportunidades
  • Más reglas, barreras y procedimientos relacionados con inscribirse y diseñar los estudios
  • Posibilidad de perderse entre la muchedumbre

Beth Finkelstein, Universidad de Michigan, clase de '91, tenía muchas razones para querer asistir a una gran universidad. "Después de cuatro años en una pequeña escuela superior sin equipo de futibol, estaba emocionada con la posibilidad de ir a una gran universidad que ofrece infinitas oportunidades, tanto sociales como académicas. Estaba buscando todo el espíritu universitario masivo".

Research Facilities

Otro gran atractivo para Beth eran las instalaciones para la investigación que una gran universidad como Michigan puede ofrecer. "Sabía que me interesaban las ciencias sociales, pero no en qué área exacta. En Michigan, fui capaz de trabajar junto con estudiantes graduados, ayudar en sus investigaciones y lograr experiencia directa con una amplia variedad de campos de las ciencias sociales. Mientras trabajaba en un proyecto de investigación en un laboratorio de la universidad descubrí mi pasión por la educación y la enseñanza."

¿Quién enseña? ¿El catedrático o sus asistentes?

Las grandes universidades ofrecen beneficios claros como los descritos más arriba, pero también tienen algunas desventajas. Por ejemplo, si bien su hijo puede inscribirse en un curso con un catedrático que es muy famoso en su campo, la mayoría de las veces la clase será enseñada por asistentes al profesor. Los catedráticos más distinguidos suelen estar más enfocados en llevar a cabo investigaciones, publicar sus trabajos y supervisar proyectos de tesis. Si su hijo se plantea ir a una gran universidad, asegúrese de averiguar que proporción de clases son enseñadas por asistentes.

Atravesar las barreras

Otra cuestión a tomar en cuenta son las "barreras" asociadas con la administración de las grandes instituciones. Aunque las grandes universidades ofrecen una enorme cantidad de clases, puede que no sea fácil para su hijo entrar a otra clase. Por ejemplo, puede que un estudiante en psicología que quiera tomar clases sobre administración de empresas tenga que conseguir media docena de firmas o incluso más para entra en esa clase. De nuevo, recuerde a su hijo que cuando visite la universidad pregunte por los requisitos para tomar clases que no tengan que ver con su especialización.

Tamaño de la clase

Por último, si bien los tamaños de la clase pueden ser excitantes para algunos, pueden ser apantallantes para otros. Algunas veces las clases de introducción de las grandes universidades incluyen a cientos de estudiantes, lo que las convierte en un entorno intimidante para hacer preguntas, y demasiado fácil para quedarse dormino, sin hacerse notar, en el fondo de la sala de clases. Usted conoce a su hijo mejor que nadie. Piense si ese puede ser un problema.

Para tener éxito en una gran universidad, es mejor que los estudiantes ingresen sabiendo en términos generales el área de estudio a la que piensan dedicarse. Aún más importante es quizás que su hijo entienda que aquel que sepa buscar las oportunidades, el que no es tímido para hablar, será el que sacará mayor partido a todo lo que una gran universidad puede ofrecer.

La experiencia de la pequeña universidad

¿A su hijo le encantan las clases de pequeños grupos con discusiones en las que tiene prioridad la participación activa y el conocimiento directo? En ese caso, su hijo debería plantearse ir a una universidad pequeña.

El cuadro de abajo le enseña posibles ventajas e inconvenientes que están asociados con las universidades de menor tamaño. A pesar de ello, recuerde que no todas estas características se aplican a todas las universidades pequeñas.

La pequeña universidad: ventajas e inconvenientes
Ventajas Inconvenientes
  • Clases de tamaño pequeño
  • Oportunidades directas de conocimiento
  • Especialidades diseñadas de forma individual
  • Fuerte sistema de asesoría: los asesores conocen muy bien a los estudiantes
  • Gran sentido de comunidad
  • Los catedráticos, no asistentes, enseñan la mayoría de las clases
  • Oportunidad de conocer bien a los profesores
  • Opciones de alojamiento limitadas
  • Pocas especialidades que elegir
  • Pocos recursos físicos
  • Bibliotecas más pequeñas
  • Menos oportunidades para el entretenimiento y socializar
  • Menos énfasis en programas de deportes

Diseñar una especialidad

Jordan Brown, un alumno de Oberlin College—una escuela de arte de Ohio—se decidió por una educación en una universidad pequeña para poder desarrollar su pasión: el humor.

"Oberlin convirtió uno de mis intereses en una experiencia rica y diversa. Tener la oportunidad de crear mi propia especialidad y clases a medida (Un análisis interdisciplinario del humor: ¿Qué es tan gracioso?) constituyó una parte integral de la experiencia de aprendizaje, tanto como las clases. Me permitió desarrollar algo que realmente me motiva y descubrir formas para conectarlo a otras áreas del conocimiento. No hubiera sido fácil hacer esto en una universidad grande".

Conocer a los profesores

La parte académica constituye una de las principales razones para tener en cuenta una universidad pequeña. Al contrario de lo que sucede en las grandes instituciones, las clases de las pequeñas suelen ser enseñadas por el catedrático, no sus asistentes. En la mayoría de los casos, puede que los catedráticos conozcan el nombre de su hijo y sus áreas de interés. Generalmente las universidades pequeñas son capaces de cumplir con los intereses únicos de su hijo y sus necesidades. Al contrario de los establecimientos más grandes, las universidades de menor tamaño alientan a los estudiantes a explorar áreas distintas a su campo de estudios.

Instalaciones e investigación

A pesar de ello, existen algunos inconvenientes few drawbacks to small colleges. Las instituciones de menor tamaño suelen no disponer de los tipos de instalaciones para la investigación que poseen las grandes, y tampoco ofrecen grandes oportunidades para ayudar a los estudiantes en sus investigaciones. Si su hijo está valorando la posibilidad de ir a una universidad pequeña y tiene interés en trabajar de asistente de investigación, pídale que pregunte que tipo de trabajos de investigación e instalaciones posee la universidad, y si tienen estudios de posgrado.

Vida Social

Si bien las universidades pequeñas suelen ofrecer un fuerte sentido de comunidad, el entorno también dificulta a los estudiantes salirse o entrar en grupos sociales con la misma facilidad que permite una universidad con miles de alumnos. Cuando usted y su hijo visiten una pequeña universidad, hablen con estudiantes para entender cómo es la vida social y qué tipo de actividades no académicas existen.

Las pequeñas universidades son perfectas para aquellos estudiantes que se sienten bien en entornos de pequeños grupos, se sienten estimulados por altos niveles de interactuación entre profesores y alumnos, y que están interesados en desarrollar especialidades creativas, individuales enfocadas en áreas de interés específicas.

Empezar la búsqueda

Tanto si su hijo se plantea ir a una gran universidad, a una muy pequeña o a una opción intermedia, deberían tanto usted como él o ella considerar todos los ángulos y determinar qué es lo más importante para las necesidades, intereses y objetivos del estudiante. Utilice College Search (Búsqueda de Universidad) para encontrar universidades con características específicas.