Jump to page content

Ingresar a la Universidad

Herramientas del Estudiante (En Inglés)

Mas Herramientas

Postularse pronto

Los programas de decisión y acción tempranas se han vuelto una opción popular para los postulantes a la universidad. Descubra si estos planes tienen sentido para su hijo o hija.

"La parte de ensayo de la solicitud es una forma de descubrir si el candidato posee alguna de las aptitudes básicas que se necesitan para estar aquí".
A. Stewart, Ex Director adjunto, Hope College

¿Vivir dentro o fuera del campus?

Ventajas e inconvenientes para los padres

Algunos estudiantes quizás prefieran la aparente libertad que conlleva vivir fuera del campus. Pero mientras vivir fuera de la universidad puede tener sus ventajas, también puede ser una fuente de preocupación para muchos padres.

Conforme discuta con su hijo la cuestión de residencia, sería bueno tener en cuenta lo que es Importante para cada uno y establecer una lista ordenada de prioridades. Para muchos estudiantes vivir dentro del campus ofrece una atmósfera estructurada que facilita la transición de casa a la universidad. Otros prefieren la independencia de vivir fuera del campus, pero necesitarán prepararse para encarar responsabilidades adicionales. En ese caso, los padres deberán tener en cuenta los aspectos de costo y seguirdad. Estos son algunos aspectos a tener en cuenta tanto si usted como su hijo se plantean vivir fuera del campus.

Costos

La renta de un departamento puede ser más barato que una residencia universitaria, pero asegúrese que está tomando en cuenta todos los gastos asociados, como el transporte, la posesión de un automóvil o el párking.

Rentar un departamento hay que pagar el primer y último mes de renta, además de un depósito de seguridad. Otros gastos son el agua y la electricidad, Internet y el servicio de cable, muebles, electrodomésticos, material de limpieza, y alimentos.

Un apartmento puede terminar costando mucho a los padres si uno de los compañeros de piso incumple el pago de la renta o abandona la universidad, dejando a su hijo a cargo de toda la renta. En caso de firma un contrato de renta por un año, su hijo tendrá que buscarse alguien al que subarrendar el espacio durante el verano.

Lo más seguro es que usted tenga que servir de aval de la renta de su hijo, lo que significa que usted garantiza que usted puede hacerse cargo del costo, puesto que es poco probable que su hijo tenga los ingresos suficientes. El agente encargado de la renta le pedirá un comprobante de ingresos, como una ficha de nómina, un recibo bancario o el comprobante de pago de impuestos. Algunas agencias de renta no aceptan avales de personas que vivan fuera del estado o región del apartamento. Entérese desde muy pronto de la política de garantía del propietario del departamento.

Seguridad

Las universidades quieren ofrecer a los estudiantes una residencia segura, por lo que normalmente ofrecen una buena seguridad, con puertas con cerradura, recepcionista y reglas estrictas para la admisión de visitantes. La residencia fuera de la universidad no ofrece esas garantías.

Si su hijo está pensando en residir fuera del campus, asegúrese que el lugar cumple con los requisitos mínimos de seguridad. Compruebe que el apartmento se encuentra en un edificio seguro con cerraduras y un sistema que restrinja las entradas. Si el apartmento forma parte de una casa, compruebe la seguridad de puertas y ventanas, además de que haya la suficiente luz exterior. Hable con la universidad u otros estudiantes y sus padres para averiguar qué barrios son los más seguros.

Estilo de vida

Los departamentos privados pueden ser mejor para estudiar porque son más silenciosos y tienen menos distracciones que los dormitorios. Por otro lado, también favorecen una atmósfera más relajada que pueden alejar los libros. Los estudiantes que decidan vivir fuera del campus deben tener la suficiente madurez y autodisciplina para destinar tiempo al estudio.

Es posible que su hijo prefiera las condiciones de un apartamento privado compartiendo con pocos y con la libertad de elegir cuándo y qué comer. Tener que negociar a la hora de hacer la compra puede ser menos agradable. Si bien estas responsabilidades pueden darle una experiencia de vida, también pueden afectar al tiempo pasado en la universidad. Vivir fuera del campus también puede contribuir a que su hijo se sienta aislada de la vida de campus.

Tanto usted como su hijo tendrán que evaluar de forma cuidadosa si la independencia y experiencia que se obtendrá de vivir fuera del campus compensará las responsabilidades adicionales y posibles cargas. Tal y como dice el experto universitario Charles Fields en The College Guide for Parents, "De forma general, la vida fuera del campus implica un estilo de vida que muchos estudiantes nunca querrían si hubieran sido sus padres los que lo hubieran sugerido en primer lugar".

Dónde mirar

Si su hijo elige vivir fuera del campus, empiece pronto a buscar—al menos cuatro semanas antes del principio del semestre. La competencia en la búsqueda de apartamento puede ser intensa. Es posible que la universidad disponga de una oficina que ofrezca listados de residencias. Las universidades no inspeccionan los listados que ofrecen, por lo que no asuma que se trata de residencias aprobadas por la universidad. Tendrá que revisar usted mismo las unidades. Las universidades también pueden ofrecer asesoría acerca de cuándo y dónde buscar apartamentos, qué hacer en caso de discriminación y cómo solucionar las diferencias con un propietarios o demás arrendatarios.

Los agentes inmobiliarios también pueden ofrecer apartamentos, pero generalmente piden una comisión de un mes de renta o incluso más. Es posible que la universidad haya establecido acuerdos con agentes inmobiliarios locales para ofrecer comisiones reducidas a los estudiantes.

Internet también es una fuente para encontrar listados de apartamentos. Algunos de los servicios nacionales son:

Tanto usted como su hijo pueden además explorar el barrio que rodea la universidad en busca de apartamentos que se renten. Los periódicos locales, tablones de anuncios y guías de departamentos también suelen ofrecer listados.

Encontrar un apartamento y firmar el contrato

Prepárese a pagar enseguida un depósito por el apartamento que le guste, o podría acabar en manos de otra persona. Quédese con el recibo de su depósito, es la prueba de que el apartamento está reservado a su hijo. También tiene que disponer de toda la información necesaria que le puedan pedir para comprobar sus ingresos, como recibos de nómina o comprobantes bancarios. También puede ofrecer referencias laborales y números de contacto de anteriores propietarios (en caso de que los hubiera). Su hijo también puede ofrecer una lista de referencias personales. Ambos tendrán que presentar un documento de identificación vigente.

Asegúrese de que su hijo lee y entiende cada uno de los aspectos del contrato de renta antes de firmarlo. La renta es un contrato legal entre su hijo y el propietario. Establece los derechos y responsabilidades de ambas partes. En caso de tener preguntas, el personal de la universidad puede ayudarle a revisar el contrato y ofrecer asesoría.

Pídalo por escrito

El propietario del apartamento está obligado a ofrecer sólo aquellos servicios que estén explícitamente escritos en el contrato y dentro de las leyes de renta. Asegúrese que negociará los servicios que se necesitarán y que no están incluidos en el contrato y póngalo por escrito.

Algunos consejos sobre la renta que conviene recordar:

  • Asegúrese de saber qué tipo de reparaciones son responsabilidad del propietario y qué mejoras usted puede hacer.
  • Si la renta estará a cargo de un grupo de personas, asegúrese de que los nombres de todos figuran en el contrato. Un arrendatario que no esté nombrado no está obligado a pagar renta. Algunos propietarios permiten que cada uno firme contratos por separado.
  • Conozca las condiciones exactas para renovar o cancelar el contrato, recibir el depósito de seguridad o subarrendar el apartamento.
  • En caso de preguntas acerca de los reglamentos vigentes en cuanto a rentas, códigos de mantenimiento o sus derechos y responsabilidades, póngase en contacto con la oficina del fiscal general del estado.