Jump to page content

Pagar La Universidad

Mas Herramientas

Fechas para la ayuda financiera

Llegar a tiempo es crucial para solicitar ayuda. Descubra qué hacer y cuándo con nuestro calendario para las ayudas financieras.

"Comprenda que 'pagar la factura' puede significar pagar varias facturas. Algunas universidades ponen las 'tres grandes' en la factura -- educación, alojamiento y gastos. Otras sólo cobran la educación en la factura. En cualquier caso, tendrá que seguir haciéndose cargo del alojamiento y gastos como libros".
Georgette DeVeres, VP Asociada de Admisiones y Ayuda Financiera, Claremont McKenna College

¿Invertir para la universidad? Estas opciones podrían ser sus mejores elecciones

Desde un punto de vista financiero, ser los padres de un estudiante que va camino de la universidad no es algo fácil. La universidad puede resultar cara si no se planifica y no se está enfocado. Aunque es posible pagar lo que cuesta una educación universitaria de cuatro años, hay que tomar los pasos necesarios para asegurarlo. Actualmente se necesita más que ahorrar: hay que ahorrar de forma inteligente. Estos son algunos de los mejores métodos para lograr el complejo proceso de ahorrar para la universidad.

Education Savings Accounts (ESAs)

Actualmente una opción popular para los padres es la Coverdell Education Savings Account, antes conocida como una Education IRA. Para las familias de mayores ingresos, las ESAs pueden ser atractivas desde que la Tax Relief Act de 2001 aumentó la contribución anual máxima de $2.000 por hijo.

Ventajas: Las contribuciones a la ESA no son deducibles de impuestos, pero sí crecen exentas de impuestos. Puede invertir sus contribuciones de la forma que usted quiera, pero los retiros tienen que ser utilizados para gastos educativos autorizados, entre los cuales ahora también se incluye la educación de la escuela primaria y secundaria, además de gastos relacionados como clases y computadoras.

Inconvenientes: Las retiradas coordinadoras con otros beneficios de impuesto, especialmente El Hope/American Opportunity y Lifetime Learning Créditos, pueden ser complicado.

Planes de ahorro 529

Gracias al Tax Relief Act de 2001, los planes de ahorro 529 ofrecen algunas de las mayores exenciones de impuestos que existen. Mientras se destine a educación superior, el dinero en estas cuentas crece exento de impuestos federales y en muchos estados las contribuciones son deducibles de impuestos. Puede aprender más acerca de estos planes leyendo Planes 529: puntos básicos.

Ventajas: Se trata de una opción excelente para las familias de altos ingresos que no pueden optar a las ESAs. No existen límites de ingresos, las contribuciones anuales pueden ser de hasta $12.000 antes de que se aplique el impuesto por regalos y los límites a las contribuciones para toda la vida pueden ser de hasta $375.000 (o $65.000 durante 5 años) en algunos estados. Las familias de ingresos medios también pueden beneficiarse de la acumulación libre de impuestos. Además, dentro de la familia de los 529 existen planes de educación prepagada que permiten a los padres congelar los actuales precios de educación para diplomas futuros. La mayoría están patrocinados por estados individuales para utilizarlos en instituciones públicas, pero cada vez más permiten utilizarlos en establecimientos privados o fuera del estado al que están adscritos. Como sucede con otros planes 529, las ganancias en las cuentas prepagadas están exentas de impuestos (y son deducibles de impuestos en muchos estados).

Inconvenientes: Estos planes suelen ofrecer opciones de inversión limitada. La mayoría son fondos basados en la edad que van cambiando, la mezcla de inversión a una más conservadora de acciones y bonos conforme el estudiante va creciendo. Suele ser engañoso cambiar los destinos de la inversión debido a que se pueden imponer grandes cuotas cuando se vende o compra un fondo. También hay consecuencias impositivas y penalizaciones para los fondos que no se gastan en educación superior. 

Cuentas de custodia (UTMA/UGMA Accounts)

Las cuentas de custodia, conocidas como cuentas Uniform Transfers to Minors Act (UTMA) o cuentas Uniform Gifts to Minors Act (UGMA) pueden ser utilizadas por familias que esperan pagar ellas mismas la universidad o que sospechan que por sus altos ingresos no recibirán ayudas financieras.

Ventajas: Las cuentas UTMA/UGMA ofrecen flexibilidad para la inversión y hasta $750 al año en ganancias exentas de impuestos.

Inconvenientes: Como se consideran un activo que produce ingresos para el estudiante, estas cuentas pueden costar más en cuanto a las ayudas a las que se dejan de optar de lo que se pueda ahorrar en impuestos. Otra desventaja es la falta de control por parte de los padres. El estudiante se hace cargo de la cuenta cuando tiene 18 años y como los fondos UTMA y UGMA no están restringidos a usos educativos, no tendrá ningún recurso si él o ella se gasta el dinero en otra cosa.

Cuanto antes mejor

Sin importar cuál de estas inversiones elija (o incluso si elige una mezcla de las tres), logrará la mayor rentabilidad por cada dólar que invierta para la universidad haciéndolo pronto gracias a los intereses compuestos. Después de todo, el tiempo es la mejor herramienta para crear riqueza.