Jump to page content

Planificar Para La Universidad

Mas Herramientas

Preparación para el colegio

Buenos hábitos de estudio y trabajo ayudarán a su hijo a tener éxito en los tests de admisión y la universidad. Lea sobre habilidades para hacer la tarea.

"Ser capaz de equilibrar una amplia selección de clase y actividades no académicas significa que un estudiante es disciplinado y tiene responsabilidad".
Bill Conley, Encargado de Admisiones, Case Western Reserve University.

Buenos trabajos de verano

Explore diferentes carreras y adquiera una experiencia valiosa

Las vacaciones de verano constituyen una gran oportunidad para que su hijo desarrolle sus intereses y adquiera mayor experiencia a través de trabajos pagados o voluntarios, prácticas u otras actividades. Además de dar a su vida experiencia y sensación de plenitud, las actividades deverano están consideradas por los responsables de admisión en las universidades como una demostración de la capacidad del estudiante de actuar de forma responsable y establecer un compromiso.

Los últimos años de colegio de su hijo también representan un gran momento para poner a prueba sus expectativas de carrera frente a la realidad práctica del trabajo. Las clases universitarias no son necesariamente la mejor manera de entender lo que se espera del día a día. Setrata de algo que sólo puede aprender a través de la experiencia.

Su hijo tendrá más éxito en un trabajo que estimule y ponga a prueba sus intereses. Debería buscar su trabajo de verano sabiendo primero cuáles son sus intereses y pensando de forma creativa en cómo pueden ser aplicados para convertirse en una carrera. Por ejemplo, si le gusta la vida al aire libre podría buscar un puesto en parque nacional o en un campo de veraneo. Debería comenzar a buscar mucho antes del verano para explorar todas sus oportunidades.

Cómo comenzar

Hay muchas maneras que de buscar oportunidades. Internet puede ofrecer buenos resultados para el estudiante determinado. Aunque una de las mejores formas de encontrar una buena oportunidad en la comunidad en la que se reside es preguntando a la familia y amigos. Recuerde que no todas las oportunidades que se presenten van a ser adecuadas para su hijo. Por ejemplo, si su hijo dedica la mayor parte de su tiempo a la pintura, puede que no tenga éxito trabajando para una empresa de márketing.

La escuela de su hijo puede disponer además de recursos especiales. El asesor de académico puede disponer de información valiosa acerca de las oportunidades disponibles en la comunidad. Algunas escuelas disponen incluso de tablones de anuncios con trabajos y prácticas para los estudiantes. Su hijo debería entrevistarse con el asesor para saber más acerca de estos recursos.

El directorio telefónico también es una gran forma de encontrar empresas que sean de interés. Su hijo debería prepararse para recibir cualquier tipo de respuesta—y no siempre positiva—en caso de que decida llamar de forma directa a una compañía. A pesar de ello, es probable que reciba respuestas positivas si se trata de un estudiante serio con un verdadero entusiasmo. Incluso si la empresa a la que llama no tiene trabajos disponibles, seguramente aportará consejos útiles.

Busca un empleo

Durante su búsqueda de trabajo su hijo puede cruzarse con un patrono que no pueda ofrecer un contrato por no disponer de dinero. Si el estudiante está realmente interesado en ese trabajo, debería plantearse la posibilidad de ofrecer sus servicios de forma gratuita, aunque fuera de tiempo parcial si tiene otros compromisos. Las habilidades que desarrolle pueden valer su peso en oro. De la misma forma que los estudiantes pagan a los profesores universitarios para enseñarles, la experiencia laboral puede serotra forma de aprendizaje.

Su hijo debería tratar cada trabajo no remunerado como si se tartara de un puesto con sueldo. Debería ser putual, prestar atención y trabajar duro. A cambio ganará habilidades, buenas recomendaciones y hasta una oferta de una posición remunerada.

Joven empresario

Su hijo también puede adquirir una gran experiencia estableciendo su pequeño negocio. Pero antes que nada debería de advertírsele que ser responsable de su propia empresa puede ser difícil y requiere mucha responsabilidad.

Existen muchos negocios que su hijo puede crear. Por ejemplo, si sabe un idioma, habrá personas que estén dispuestas a pagarle para que les enseñe. O si es bueno con las plantas, podría pasar el verano creando jardines. Debería tratar de encontrar clientes antes de que comience el verano para determinar si logrará un negocio suficiente con lo que se proponga.

Involucrarse más

Si su hijo ha logrado durante el año un trabajo que realmente le interesa, debería plantearse la posibilidad de involucrarse más en él durante el verano. No sólo debería pedir que se le permita trabajar más horas, sino que se le dé más responsabilidad para obtener más experiencia y aptitudes. El estar sólo con una empresa permite que su hijo adquiere profundidad y amplitud de miras—y demuestra que es capaz de comprometerse.

Otras opciones

Recuerde que su hijo no necesariamente tiene que tener un trabajo tradicional. A las universidades les gusta comprobar que los estudiantes han hecho algo constructivo durante sus veranos. El estudiante debería valorar la posibilidad de inscribirse a un curso de verano. Muchas universidades y otras organizaciones ofrecen programas dirigidos a estudiantes que todavía están en el colegio, y además muchas permitirán que su hijo se inscriba en una verdadera clase universitaria.

Pasar el verano participando en un organismo de caridad es otra forma en la que su hijo pueden aprender acerca de la vida y sí mismo. También puede ayudarle a desarrollar habilidades que le serán útiles toda la vida.