Jump to page content

Planificar Para La Universidad

Mas Herramientas

Preparación para el colegio

Buenos hábitos de estudio y trabajo ayudarán a su hijo a tener éxito en los tests de admisión y la universidad. Lea sobre habilidades para hacer la tarea.

"Ser capaz de equilibrar una amplia selección de clase y actividades no académicas significa que un estudiante es disciplinado y tiene responsabilidad".
Bill Conley, Encargado de Admisiones, Case Western Reserve University.

Diez maneras de ayudar a su hijo a convertirse en una persona independiente

Todos los padres quieren ayudar y proteger a sus hijos. Sin embargo, lo mejor que puede hacer por ellos es enseñarles a ayudarse a sí mismos. Siga leyendo para enterarse de las maneras en que puede ayudar a su hijo a convertirse en un adulto de éxito.

1. Anímelo a que hable en público

Tomar una clase de alocución o participar en un grupo de debate le puede ser útil de muchas formas a un adolescente. Desarrollar la capacidad de pararse frente a un grupo y hacerse oír es un elemento clave para fomentar la autoestima y las destrezas de comunicación de los jóvenes. También es importante aprender a dirigirse de manera apropiada a una variedad de público, ya que los estudiantes de escuela secundaria deben saber cómo dirigirse a sus compañeros, maestros y empleadores.

2. Practique el arte de la negociación

Los estudiantes de escuela secundaria buscan más libertad e independencia. En vez de dictar todas las normas del hogar, reúnanse en familia para fijarlas. Al permitir que los jóvenes participen en determinar las reglas, los padres les enseñarán a desarrollar las invalorables destrezas de compromiso justo y negociación con superiores.

3. Sea un modelo de administración del tiempo y destrezas organizativas

Los hijos aprenden según lo que ven. Si los padres llegan tarde a todo y son desorganizados, generalmente los hijos siguen el ejemplo. Ponga un calendario que indique las citas y los planes familiares e individuales. Utilice un calendario semanal y haga listas de cosas por hacer. En resumen, sea un ejemplo de organización para su hijo.

4. Enséñele a ser autosuficiente

Mientras más hagan los jovencitos para sí mismos, más seguros de sí mismos serán cuando se trate de desenvolverse en situaciones nuevas. Enséñele a su adolescente a lavar ropa. Hágalo responsable de una comida familiar a la semana. Con el tiempo eso lo hará más independiente.

5. Anímelo a que sea independiente en la escuela

Los jóvenes necesitan tomar las riendas de sus carreras académicas. Deben encargarse de sus asignaciones y los plazos, comunicarse con los consejeros académicos y los maestros, y participar en actividades extracurriculares de su elección. Obviamente el consejo de los padres es necesario de vez en cuando. Sin embargo, los jóvenes quieren tener espacio para lograr metas, o cometer errores, por su cuenta.

6. Escúchelo y sea flexible

Es lógico que a veces los jóvenes no estén de acuerdo con sus padres. Aquéllos que temen que se les reprenda o castigue, con frecuencia ocultan la verdad o evitan hablar sobre temas importantes. Generalmente los jóvenes que saben que pueden hablar con sus padres sin provocar un escándalo son más comunicativos. A la larga, aquéllos que se sienten bien al expresarse en casa estarán más preparados para expresarse en situaciones difíciles.

7. Proporciónele una base

Aunque se quejen de tener que seguir las reglas, los adolescentes en realidad se desempeñan mejor cuando existen normas. Los padres que ejercen su autoridad y exigen el cumplimiento de un reglamento acordado, pero que a la vez fomentan la comunicación y la independencia, crían hijos alegres y exitosos.

8. Recuerde que cada historia tiene dos versiones

Cuando nuestros hijos vienen a casa con alguna historia dramática, debemos recordar que sólo estamos escuchando un punto de vista. Antes de llegar a una conclusión, averigüe todos los datos. ¿Es cierto que el maestro sólo dio un día de plazo para ese ensayo de 10 páginas? ¿Será cierto que el entrenador dejó a su hijo fuera del juego sin motivo alguno? Cuando los adolescentes están frustrados o sufren, tienden a tergiversar la verdad. Aquellos padres que saben los hechos verdaderos pueden ayudar eficazmente a sus hijos a aprender a lidiar con situaciones decepcionantes o difíciles.

9. Enséñele el respeto a sí mismo

Cuando las personas se sienten bien consigo mismas, saben defenderse. Y los adolescentes no son la excepción. Concéntrese en ayudar a su hijo a desarrollar destrezas para tomar decisiones y forjarse una sólida autoestima. Felicítelo cuando haga un buen trabajo y cuando demuestre tener una personalidad positiva. Un joven seguro de sí mismo no tendrá miedo de expresarse.

10. Enséñele soluciones lógicas para los conflictos

Los estudiantes de escuela secundaria lidian con muchos problemas en el ámbito social y académico. En una etapa de la vida cuando las emociones están en su apogeo, los adolescentes necesitan ayuda para solucionar los dilemas diarios. Los padres son un recurso muy importante para encontrar alternativas para las situaciones problemáticas. Anime a su hijo a pensar con calma y analíticamente. Sea un ejemplo de eso, para que sus hijos sepan encontrar soluciones razonables.

Parte de ser un buen padre es saber cuándo intervenir y cuándo darles a sus hijos su espacio vital. No olvide que las personas triunfadoras se saben valer por sí mismas. Así que hágase a un lado cuando llegue el momento y deje que su hijo se desenvuelva sólo.